Un café para correrse

Un café para correrse
Un café para correrse. El pobre Antonio Ross solo intenta ganarse la vida vendiendo un nuevo tipo de café. La bella Misha Cross le echa con cajas destempladas, pero cuando oye la palabra "afrodisiaco", parece cambiar rápidamente de opinión.

Publicar un comentario

0 Comentarios